Franja de ciénega de Progreso entre basura.

Progreso, Yucatán a 06 de noviembre. Entre kilómetros de franjas de basura, la ciénaga de Progreso y sus comisarias costeras, reciente cada vez más el daño recibido por el descuido de la población y la falta de sanciones por parte de las autoridades.

A lo largo de la zona habitada pegada a la ciénaga, así como al área pegada a la carretera del libramiento sur del puerto, es posible observar a simple vista kilometro y kilómetros de desperdicios alojados en el sitio, atorado entre la vegetación, obstruyendo los flujos de agua o simplemente acumulado a la orilla del lugar, desperdicios orgánicos e inorgánicos contaminan de manera directa las aguas del sitio y afectan a la vida natural del sitio.

Dichos desperdicios provenientes del arrojo de basura de turistas en carretera, así como de la población local que prefiere depositar ahí sus desechos en vez de pagar por ser colocados en otros sitios, generan dificultades para el mantenimiento de la fauna y la flora del lugar, ya que dicha basura no corresponde únicamente a desechos orgánicos, sino que materiales como plásticos, metales, detergentes, químicos, insecticidas y aceites son vertidos en estas áreas, derramándose por todo el lugar envenenando a las especies nativas.

Los desechos han sido retirados de la ciénaga en más de una ocasión por autoridades locales y de diversos niveles del gobierno, sin embargo, luego de un par de días el sitio nuevamente presenta condiciones similares y día a día la cantidad de basura va en aumento, debido principalmente a que los colonos de los alrededores del sitio tras ver limpio el lugar deciden continuar tirando ahí sus desechos sin la menor consideración.

Las autoridades continúan en la lucha infructuosa por limpiar el área, pero no sancionan a aquellos que la ensucian, ya que en más de una ocasión personas atrapadas tirando desperdicios se han ido sin sanción alguna, o en su caso se ha registrado áreas donde la basura del municipio es vertida en sitios inadecuados para ello.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.