Armadores se preparan para el inicio de la “Pulpeada”.

Progreso, Yucatán a 20 de julio. Armadores de Progreso se organizan para el arranque de la temporada de pulpo, en donde señalan que con gran esperanza iniciarán la temporada, en lo que esperan sea una “Pulpeada” de altos precios.

La pasada semana Armadores de Progreso, comenzaron a tener reuniones informativas y para tomar acuerdos, de cara al inicio de la temporada de captura de pulpo, según dio a conocer Manuel Sánchez Gonzáles, dirigente de dicha organización a nivel estatal, quien dio un agradecimiento a las autoridades de CONAPESCA y Capitanía de puerto, por acceder a llevar a cabo adelantos en los despachos respecto a la recepción de documentación, a fin de que aun cuando el inicio de la temporada caerá en día inhábil de domingo 1 de julio, los barcos podrán salir ese día en búsqueda del molusco, al cumplir con sus documentos y despachos en regla.

Del mismo modo señaló que dentro de los acuerdos tomados con los armadores, se les exhortó a motivar a sus patrones de barco a vigilar en correcto embarque de sus tripulantes, para reducir el problema de las denominadas “Rayas”, para ello se recomendó aceptar en las embarcaciones solamente a pescadores conocidos, es decir aquellos a los cuales se les pueda identificar de manera adecuada, que tengan un predio al cual se les pueda ir a buscar en caso de alguna situación y que realmente cuenten con la documentación correcta que los acredite para poder salir al mar, ya que de esta manera se puede dar mayor seriedad a la contratación de pescadores reduciendo las posibilidades de robos de anticipos a hombres de mar que al final no salen de viaje y huyen a otros sitios.

De acuerdo con Sánchez Gonzáles, la temporada pinta favorable para el sector pesquero en general, ya que la demanda del producto es amplia, por lo que se espera la salida de por lo menos 450 barcos de los 600 presentes en Yucalpetén, dedicados a la captura del pulpo, cuyo precio de arranque se espera esté muy por arriba de los $50 pesos por kilo con lo que habría arrancado el año pasado.

Con la activación de la “Pulpeada” y la salida de alrededor de 450 naves para este sector se espera una amplia reactivación de la actividad pesquera en todo el estado, ya que cada barco ocupa a un total de 17 personas cada uno, sumándose a estos los trabajos en congeladoras, traslados y demás empleos indirectos generados a lo largo de la temporada, por lo que junto con la fuerte demanda el panorama luce alentador para todos los que dependen de la pesca y como cada año comenzarán a captura del molusco con una amplia ilusión.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.